21 mayo, 2007

Verdugos de ilusiones...

No podía verse hundir en el pozo de la desesperación y de la impotencia otra vez, sobre todo cuando siempre el causante era ella, así que se embotonó bien su abrigo, se apretó bien el sombrero como a ella le gustaba (de forma que le quedaba ladeado, con un cierto aire de seguridad en si misma), y así, acompañada de una seguridad tan solo aparente, se dispuso a acercarse al momento y lugar tanto tiempo anhelados... tenía que hacerlo por ella, era su niña... Sabedora de antemano de la respuesta, no tenía otra salida, porque o bien moría por cobardía o bien moría con honor y valentía, y desde luego para ella la decisión era clara...
Habían sido tantos tormentos en segundos, minutos y horas, no podía ni siquiera dilucidar como había sido posible tanto aguante, la verdad la fuerza que hasta ahora la acompañaba no sabía de dónde provenía, pero sabía que aún estaba ahí, omnipresente, incluso en aquellos momentos que olían a final... Pero por ella, si la quería volver a ver y no sentir nunca que la había abandonado... tenía que desvelar su inocente secreto...
Mientras se iba acercando podría ver cada vez más de cerca como aquella triste y larga columna gris, móvil y lánguida, se hacía más grande. Compuesta por centenares de uniformes grises, vestimentas que más bien eran harapos raidos, puestos sobre aquellos cuerpos famélicos de cualquier manera, aun así, fué decidida y con brío a su punto de destino indeseado pero necesario... Llegó a su meta, confesó sus orígenes, y entró a formar parte de esa imagen pobre y desafortunada, llegó a pertenecer desde entonces a ese grupo de maltrechos y tristes cuerpos con tan solo décimas de vida, y ella pobre ilusa se emocinaba de la ironía que trae la vida a veces consigo, pues siempre había querido pertenecer a un colectivo que no la excluyera, pero nada imaginado como aquello...
Tenía a su lado a una chiquilla de pelo rizado, un pequeño bucle caía sobre su hermoso rostro, al sentirse observada giró la cabeza y se cruzó con su mirada, aquellos ojos azules parecían decir con una fuerza brutal lo que ya decían de por si sus condiciones actuales... Pronto se amistó con ella, era fácil pues la chiquilla era todo dulzura, la crueldad acechante no había echo mella en ella, al menos en su trato para con los demás.
Qué triste al cabo de una semana, no olvidaría nunca aquel día en el que recibió la respuesta a su búsqueda, aunque ésta fuera la menos deseada. Hablando entre ellas, la chiquilla, María, le dijo que había conocido a una joven como ella hacía un tiempo ya, con la que había llegado a una amistad tan profunda como la que se estaba cocinando entre ellas en esos momentos, pero que la triste realidad se la había arrebatado. "Pensaron que había burlado un trozo de pan... y le dispararon en la cabeza... todo fué en un segundo... sin titubear el dedo pulsador del verdugo..."
No era tan solo su intuición, el nombre de la víctima y su descripción, sólo podía ser ella, su niña había sido asesinada por esos desgraciados... ya está, ahora qué? Sus últimos impulsos de vida provenían de aquella búsqueda frustrada, ahora qué era lo próximo? ya no le importaba...
Absorta en su desesperación y pensamientos que la iban enloqueciendo por segundos... tan solo ya divisaba aquellos símbolos odiosos... aquellas cruces esvásticas... y en su escasa capacidad de raciocinio que le quedaba en esos instantes, la razón se le apagó con un pensamiento simple... curiosa la dualidad de las cosas, para ella aquel símbolo sólo simbolizaría terror, odio... pero para otros tiempo atrás sobre todo... era símbolo de suerte entre otras cosas buenas... qué curiosa la vida... Cuántos significados puede llegar a tener un mismo elemento, todo depende de quien lo mire...

2 Comments:

At 1:53 a. m., Anonymous ^MussA^ dijo...

Estaba yo perdida por la red buscando información para comenzar un futuro viaje a la isla de Lesbos y apareciste tú.
Es tarde, mis ojos me pesan pero he leido este pedacito de ti, y me ha gustado mucho, sobre todo el final, porque ahí tienes toda la razón del mundo. jejeje
Nada, sólo decirte que me gusta como escribes, y me gustaria saber que o quien te inspira para escribir?
Bueno,Besitos.

^MussA^

 
At 10:17 a. m., Blogger Karuna dijo...

Hola Mussa, bienvenida a mi isla, y espero te lo pases bien de vacaciones por allá... ;-)

Ah, y muchas gracias por tus comentarios, eres muy amable, la inspiración no viene de nada en concreto, quizás un poco de la vida en si, vivencias...

Besotes mussa, pasate cuando quieras,

 

Publicar un comentario

<< Home