15 julio, 2006

Tierra de Nadie




Realidad aplastante la que consiguió captar mediante su cámara el ganador del Pulitzer en fotoperiodismo Kevin Carter. Realidad demasiado frecuente en el llamado Tercer Mundo (nombre que se le dió durante la década de los años 50, tanto a África como a diversos lugares de Asia y Sudamérica)

Lo peor es que bien sería posible que no existiera tal desigualdad de riqueza entre unos países y otros, pero como siempre pasa, por el afán de riqueza de unos pocos sufren muchos otros. Como esta pequeña niña, doblada y medio muerta de hambre en una desolada región de Sudán, a punto de morir bajo la acechante mirada de su verdugo final, un buitre. El propio Kevin Carter odió su mejor y más famosa fotografía, hasta el punto que pocos meses después murió dicen que por el remordimiento de no haber ayudado a la pequeña niña.

Y yo me pregunto, cómo es posible que en pleno siglo XXI siga pasando ésto? Imagino que con el paso de los años, de los siglos, el hombre cada vez se hace más egoista y más avaricioso. Se quiere acaparar todo, más incluso de lo que se pueda llegar a disfrutar, con qué afán? No lo sé, pero si tengo claro que sabiendo desde luego el hambre y la muerte reinantes en muchos sitios, de forma injusta y acechando demasiado pronto, tan pronto que te hace pensar si acaso merece la pena vivir en este mundo tan injusto. Lo que ya no tengo tan claro, es si éstos personajes sientes remordimientos alguna vez, podrán dormir por las noches? Si es así es que no son humanos, no han evolucionado demasiado e incluso podría decirse que un simple animal vale mucho más que los mismos. Disfrutan de lujosos muebles, banquetes extraordinarios, viajes increibles, todo a costa de que miles de personas mueran en la más absoluta pobreza, son mercaderes de la muerte, ladrones y asesinos son palabras menores.

Yo personalmente al ver imágenes como ésta, o bien escuchando noticias del tipo en la tv, se me cae el alma, y el sentimiento que con más fuerza hace presencia es la 'impotencia'. Impotencia de saber que no puedes cambiar la situación de esta pobre gente, puedes colaborar si, aunque otra cosa, puedo estar segura que mi ayuda monetaria o en comida va a llegar al lugar de destino deseado? Lástima que siga pasando este tipo de cosas, y además si eres católico ya te dicen que el método mejor y más productivo para al menos evitar la creciente expansión del Sida, que viene a ser como bien sabemos el preservativo, es algo inaudito y que debe prohibirse!! (tengo mis dudas de que ésto sea una medida que pueda imponer alguien que debe predicar el amor y la compasión por el prójimo, al no ser que la Iglesia deba considerarse como lo que yo pienso personalmente que es, un mero negocio más)




Desde aquí, hago un llamamiento (sabedora de que va a ser inútil pero sabiendo que no está de menos) a todas aquellas personas que tienen el poder suficiente para hacer cambiar esta situación incomprensible en nuestros días, ojalá no dentro de mucho termine ya esta muerte innecesaria y constante que acecha de forma prematura, de que haya cantidad ingente de personas que nazcan sin esperanza desde su primer aliento, sólo por el hecho de haber nacido en el lugar equivocado... o más bien por que exista gente que es como es...

5 Comments:

At 10:38 p. m., Blogger LuCcY dijo...

impactante fotografía.. Comparto tu indignación... me dejó sin palabras...

 
At 11:03 a. m., Anonymous antonio dijo...

saludos maqueros. Besos

 
At 11:53 a. m., Anonymous Ale dijo...

Kevin Carter odió su obra mas que nada en este mundo, porque chocó con ella. Acababa de chocar con la realidad.

Ese es el problema, vivimos en una realidad "aparente" en la que nada de esas cosas ocurren, y si ocurren cambiamos el canal de television y asunto concluido, en un par de minutos habremos olvidado lo que vimos gracias a esos anuncios materialistas, que nos sumerge de nuevo en la realidad q queremos vivir.

Creo que el hombre no se hace mas egoista con el paso de los años, sino que aprende a evitar con mas facilidad todo lo que pueda hacerle sufrir tanto fisica como moralmente. El hombre juega a querer ser Dios y si para ello debe crear un mundo nuevo en el que el hombre sea su propia moneda de cambio asi lo hará.

....por desgracia ese es el fin del hombre, destruirse a si mismo, y creo q no habra nada q se pueda hacer para evitarlo.

.... al sueño de crear un mundo mejor se le denomino "utopia" y a dia de hoy nadie a tenido el suficiente corage de cambiar su significado.

 
At 1:10 p. m., Anonymous karuna dijo...

Si ale, que pena que sea así pero es una realidad. Algunos para evitar hacerse daño viendo la realidad como es, otros porque no tienen remordimientos ni pena alguna ante lo que puedan ver... el caso es que muy poca gente hace algo por alguien, y muchos son los que pagan los platos rotos...

 
At 11:00 p. m., Anonymous Anónimo dijo...

Pese a lo mucho que se esfuercen las grandes potencias capitalistas por encubrir todo aquello cuanto sucede en el mundo, las personas que tengan la suficiente capacidad crítica sabrán valorar lo que en vida tienen.

No conozco un remedio a tal situación, yo ni nadie. Unos mueren de hambre, otros de sobredosis. En realidad es muy fácil tener una vida fácil, pero lo cierto es que el ser humano se ensaña en complicarla.

 

Publicar un comentario

<< Home